BLOGGER TEMPLATES AND TWITTER BACKGROUNDS ?

Seguidores

Un lugar para disfrutar de la lectura. Bienvenidos.

jueves, 11 de marzo de 2010

Sociedad de Almas




[Sociedad de almas [Primera Parte]

Sumido en la penumbra ansía la llegada de la una,
un hombre solitario en el camino de su vida que
perdía cada segundo de vida sin saber cual era el
motivo de aquel fenómeno que lo hacia sucumbir
ante el llamado temprano de una agonía de oropel.
Muchos a su alrededor se reían, disfrutaban la vida,
mientras él, él estaba allí sentado en el bar
intentando degustar un trago de Old Parr, veía su
entorno como la gente se deleitaba, se encaminaba
por la vibra de la música, y ese hombre estaba
allí no más, viéndose en un espejo de aquel bar,
su cara gris se refleja en la imagen perdida que
da su vista, sus mejillas hundidas resaltando los
pómulos, su nariz erguida y perfilada bien
parecido estaba pero aún con todo lo que ha
sucedido parecía mas bien un disfraz de día
de brujas que caminaba errante sin rumbo fijo.



Se preguntaba por qué sucedía esto, cual había
sido su destino que enmarcó su vida a esta soledad
y no poder percibir ningún sentimiento, ni miedos
ni emociones, ni llantos ni risas sino extensas
agonías. Cada noche este hombre subía al tejado
de su casa con una silla de extensión una botella
de licor y una cajetilla de cigarrillos de lo mejor.
Un buen Whisky no se compara sino se tienen
unos buenos Marlboros decía, pero ¡ya que diantres!
si no puedo sentir ni degustar me da igual cuales
sean los sabores y las marcas del licor y los cigarrillos
que consumo.


Sentado allí viendo el cielo,
contemplaba las estrellas para ver si algún
día ellas les devolverán sus sentimientos
perdidos. Se preguntaba:"¿hay alguien en ese
manto extenso de estrellas que me escuche?
Encendió un cigarrillo, ya la cajetilla estaba
arrugada le faltaban mas de media docena de
humeante tabaco enrollado en un fino papel.
En su mano sostenía un pequeño vaso al cual
los cubos de hielo se habían evaporado, su trago
ya no sabía igual que refinado, su boca expulsaba
el humo de aquel cigarro que mantenía encendido
en sus labios.


Ese humo formaba figuras abstractas
que se iban hacia las nubes imágenes alegóricas
y de retorcidas formas, hasta que en ese
momento en la última bocanada se extinguió
el cigarrillo pero el humo del mismo seguía allí
luego de un rato tomó forma etérea y una voz
angelical provenía de él diciendo:" Sociedad de
almas" repetía varias veces esa frase el hombre
solitario escuchaba la voz en su cabeza y decía:
"no tengo por qué asustarme ya que carezco de
sentimientos, a no ser que ya esté enloqueciendo
de haber escuchado una voz en mi cabeza"


Voz misteriosa:"Soy Hellen y he venido porque
tu has estado preguntando
quien podrá devolver tus sentimientos"

Malcolm:"¿y tu podrás darme lo que estoy
buscando?¿como podré saber que es lo que busco?


La voz misteriosa cada vez se alejaba diciendo
"Sociedad de almas" una y otra vez.


El hombre despertó en su alcoba sin darse cuenta
cuando bajó de la azotea, se asomó en el desván
y vio allí la botella a un cuarto de mitad, su silla
en la sala de estar y sus cigarrillos en la mesa
de noche ya quedando menos que fumar. Se
metió en la ducha allí estuvo por mas de media
hora salió en busca de aquello llamado
"Sociedad de almas" recorrió todas las calles
en busca de algún tarot que le diera algún
indicio de donde encontrar la sociedad de almas
que tanto deseaba encontrar. Sin suerte alguna
algunos tarotistas visitados le decían que tal cosa
no existía y otros solamente se burlaban del pobre
hombre que había estado desesperado buscando
pistas de encontrar lo mas anhelado para él.
Ya al final de la tarde una anciana lo ve en una
cuadra parecía preocupada por este hombre y se
le acerca a preguntarle que le pasa.


Anciana:"Hijo, ¿que sucede con tu vida?
¿ en que andas?

Malcolm:" estoy perdido abuela, no se donde buscar,
necesito algún indicio que me lleve a la sociedad
de almas y pueda encontrar mi felicidad"


Anciana, con risa de burla y saberlo todo le
responde:"¿la sociedad de almas dices? nuevamente
la risa de la anciana que se hacía cada vez más
impactante. "busca en tus recuerdos, viaja por
tu psique y recuerda que has hecho en tiempos
pasados, recuerda quien eres" y las risas no
faltaban mientras se alejaba del hombre perdido
en sus pensamientos.


EL hombre se arrodilla tomando su cabeza con
ambas manos sin saber que hacer, la gente lo
miraba y le pasaba por un lado caminando rápido
con miedo de que fuese a enloquecer. Caminando
sin rumbo fijo decide ir a un café a tomarse
algo para los nervios, le atiende una mesera muy
linda ella, de cabellos color casi amatista con reflejos
que le caían del sol atardeciendo.


Joven:"¿buenas tardes señor, que desea tomar?

Malcolm:"sólo quiero te negro y algo de panecillos"

Joven:"Enseguida se lo traigo señor mientras
tanto disfrute de la película.

En una pantalla se proyectaba un filme de esos
que en alguna época habían impactado por su
trama sin igual, una película de Vampiros de las
primeras legionarias del Conde Drácula.

Malcolm se sumergió en la película y comenzó a ver
la misma, se centró en el que parecía ser el
personaje principal del filme.


Vampiro:"Te dije amada mía, que sólo bastará
una mordida para que seas mi condesa para el
resto de la eternidad"


Joven Mujer:"No, no seré la mujer de tus sueños,
tu no tienes alma, eres un simple y despiadado
ser que se alimenta de los sentimientos de
los humanos"


Vampiro:"Tonta, acepta el regalo de la vida eterna,
ven junto a mi y seremos inmortales por el
resto de la eternidad"


Joven Mujer(con lágrimas en sus ojos):"Jamás
dejaré que alguien como tú me tome
y se lleve mi vida entregándola a la oscuridad,
tomando mi alma y dejándome sin nada"


Justo en esa frase que decía la mujer Malcolm
escupió el te que estaba bebiendo y su mente
comenzó a bombardearlo de recuerdos extraños,
de imágenes que veía antes de ser quien es
ahora, todo comenzaba a encajar en su memoria
pero aún así no daba exactamente con lo que en
realidad buscaba. El enorme rompecabezas de
sus recuerdos no ha sido armado todavía sólo
tenía vagos recuerdos que llegaron en ese
momento. dejó unas cuantas monedas en la
mesa del café tomó dos panecillos y salió
corriendo para su hogar a buscar más indicios
de sus recuerdos.


En su recorrido hasta
su casa se detuvo en una tienda de antigüedades
donde observó su imagen en el vidrio
de la tienda cada vez se estaba desapareciendo,
un gris difuminado lo bordeaba y ya
su silueta parecía niebla nocturna, colocó sus
manos al vidrio y se veían extrañas
al no tener ya casi forma ni profundidad,
sólo un leve bosquejo de su reflejo que
se asomaba en el vidrio oscuro de la tienda
ya cerrada.


Al llegar a su hogar comienza a buscar por todos
lados un baúl donde tenía todas sus pertenencias
de lo que lleva de vida, comenzó a leer cartas de
enamorado de su antigua novia, ver fotografías
de su infancia y recorrido de su vida, anuncios
de prensa que marcaron su vida, encontró un
pequeño pañuelo de bolsillo con un símbolo hecho
a simple vista con sangre llevaba una letra
"V" encerrada por un circulo. lo sacó y lo dejó
fuera, seguía su búsqueda de algo más que le
dijera que ha pasado con él. En todas las cosas
lo único que llamaba la atención era ese pañuelo
con el símbolo hecho con sangre.


Comenzó a investigar en su biblioteca todos sus
libros, le tomaría mas de 3 meses en terminar
de hacer su investigación Su búsqueda lo llevaba
a algo llamado "sociedad de almas, El Sabat"
mientras hacía su investigación comenzó a
darse cuenta que no necesitaba alimentarse de
comida mundana y normal al igual que no le
importaba si tomaba licor u otra bebida,
comenzó a tener un gusto por la sangre que se
hacia presente cada vez mas en él. Ya no
acostumbraba a salir en el día, prefería el
momento justo después de cada atardecer para
salir a deambular en las calles, visitar el viejo
bar de toda la vida justo a la esquina de su
hogar.


Así que es "Sociedad de almas, El Sabat" no
recuerdo muy bien exactamente que sucedió
justo esa noche una mujer del bar se le acerca
e intenta conversar con él le dice:

Mujer:"No te había visto en un tiempo Malcolm,
te ves diferente"

Malcolm:" no recuerdo quien eres, ¿como es
que sabes mi nombre?"

Mujer:"es porque se quien eres, llámame Hellen"

Malcolm:"¿Hellen?, ¿estas segura que no nos
hemos visto en alguna parte?

Hellen:"¡posiblemente guapo! a ver ¿que tal un
poco de diversión?

Malcolm no respondía ni sí ni no, sólo se quedó
viendo a la mujer que se le acercó a él y lo comienza
a besar desenfrenadamente, nadie hizo
nada al respecto ya que era costumbre de ese bar.

Hellen:"No seas rígido, al menos dime si te
gustan mis besos"

Malcolm:"Si, me gustan" con voz vacía e irrelevante.

Hellen:"que tal, besare por tu cuello a ver si te
hago reaccionar.

En ese momento Hellen desabotona el cuello de la
camisa de Malcolm y comienza a besar su cuello,
después posa sus labios en el lado derecho de este
y le dice:

Hellen:"¡que cicatriz! ¿quien la hizo? ¿una
desenfrenada sin control?

Malcolm se levanta tirando a la mujer al suelo,
se toca su cuello y se ve al espejo,se da cuenta
que su imagen no refleja nada en el espejo del
tocador de hombres y sale corriendo para su
hogar. Respirando rápido y hondo se vuelve a
ver en el espejo cercano a su perchera, tampoco
ve imagen alguna de él reflejada. Por su estado
tira el espejo al suelo y así hace con todos los
espejos de su hogar hasta no dejar ninguno
entero. Después de un rato vuelve a los libros
donde descubrió la pista de la "Sociedad de almas,
El Sabat" Comienza a buscar información de
lo que es El Sabat y Sociedad de almas se da
cuenta que ambas tienen que ver con un grupo
de Vampiros que habitan en la ciudad.


Malcolm preocupado no sabe que hacer hasta que
en esa noche ya casi llegando a las doce campanadas
se presenta ante él un sujeto bien vestido con
porte victoriano y le dice:

Hombre:"Así que ya aceptaste lo que eres"

Malcolm:"yo no he aceptado nada, ¿quien es usted?
¿por qué me hicieron esto a mi?

Hombre:"Que patético eres al no recordar el
nombre del ser supremo de los Vampiros que te
dio su abrazo y te encarnó en la inmortalidad,
me haces reír con tus tonterías, ha de ser porque
aun eres un adepto pero cuando estés en el lugar
mío o de cualquiera de nosotros sabrás todo a su
debido tiempo. Por tercera vez yo soy Remmir"

Malcolm:"No me has respondido la pregunta,
¿por qué me hicieron esto a mi?
yo no quise ser un ser de la oscuridad"

Remmir:"¿ya olvidaste lo que pediste aquella
noche? ¡oh si! déjame recordarte lo que sucedió"

CONTINUARÁ


AUTOR

COPYRIGHT

© Gustavo Briceño "The Blitz Poet" ©

0 comentarios: